La canción más emblemática de los barceloneses Dorian no falta nunca en el repertorio de sus conciertos y es todo un himno generacional en España y Latinoamérica. Escrita en unas dos horas por Marc y grabada en un par de días para el disco “El futuro no es de nadie” de 2007, él mismo confiesa que las mejores canciones siempre le surgen en torbellinos creativos.

El modesto videoclip original ha sido totalmente sobrepasado por la versión que lanzaron en 2015 con los actores Daniel Brühl y María Valverde, aprovechando la nueva versión acústica del tema para el recopilatorio “Diez años y un día”.