¡Buenos días, tardes o noches, según el momento en el que estés leyendo ésto!

Ya iba siendo hora de que retomase el cine anime, que últimamente solo hablaba de series. Por ello, he traído algo digerible para todo el mundo, una obra de nuestro amado Studio Ghibli.

Conocido mundialmente por haber creado la ganadora de un Oscar, El Viaje de Chihiro, y por habernos dado al que es uno de los mayores iconos del género, Totoro, Ghibli tiene otras muchas películas que son igualmente disfrutables. Por eso hoy traigo la que se conoce en España como “El Castillo Ambulante“.

Howl no Ugoku Shiro

Howl no Ugoku Shiro
Cartel en España

Una corta ficha técnica de la película

Howl no Ugoku Shiro es una de las muchas películas animadas de Studio Ghibli. Ésta se estrenó en el año 2004, tres años después de El Viaje de Chihiro, y llegando a España en 2006.

La película, de fantasía, aventura y romance, fue dirigida, producida y guionizada por el ya conocido y afamado Hayao Miyazaki (fundador del estudio), basándose en la obra original de la escritora británica Diana Wynne Jones.

La película trata temas como el pacifismo, la pérdida de la juventud, el feminismo incluso.

Sinopsis

La vida de Sophie es monótona. Su trabajo como confeccionadora de sombreros en la tienda de su difunto padre la mantiene ocupada todo el día, y ni siquiera tiene planes de disfrutar el festival que se celebra en la ciudad.

Mientras se dirigía a visitar a su hermana Lettie a su trabajo, pasando siempre por los callejones más alejados del tumulto, se cruza en su camino con Howl, un joven rubio de ojos azules atractivo y misterioso, que la lleva a dar literalmente un paseo por los tejados de la ciudad con su magia.
Pareciese que ese día no podría ponerse más raro, pero más tarde, en su tienda, una extraña clienta llega justo antes de cerrar. La Bruja del Páramo se había dado cuenta del encuentro entre Sophie y Howl, a quien odia con toda su alma. Enfadada, maldice a Sophie, haciéndola parecer una anciana de 90 años, y haciéndola incapaz de revelar su identidad.

Sin saber qué hacer, y sin poder decirle ni siquiera a sus hermanas quién es, Sophie decide buscar a la única persona que podría ayudarle, Howl, aunque para dar con él primero debe atrapar su casa: un enorme castillo andante que recorre todo el reino.

 

Detalles técnicos

Howl no Ugoku Shiro, o El Castillo Ambulante, tiene el estilo tan marcado que podemos ver en las películas de Hayao Miyazaki.

El diseño de personajes se aleja de los típicos japoneses. Ojos pequeños, de cuerpos o bien muy exagerados (como la Bruja) o bien completamente proporcionados. Los colores son bastante mate, aunque Howl vista ropas muy llamativas y llenas de tonos brillantes, de alguna forma no transmite esa sensación luminosa. No sé si me explico bien, supongo que es más obvio cuando ves la película.

Los colores son llamativos, pero no hay brillos, solo zonas más sombreadas.

En cuanto a la animación, se puede ver un pequeño ejemplo en el gif superior. Los movimientos son suaves, con no demasiados detalles, y los fondos usados están muy bien cuidados. No podemos esperar nada menos de un estudio como éste, nos deleita con una animación preciosa, basada en un estilo simplista y cuidado, que te sorprende con escenas realmente maravillosas.

La habitación de Howl es un claro ejemplo de esos fondos tan bien cuidados y detallados.

En cuanto a la banda sonora, ésta corre a cargo de Joe Hisaishi, un famoso compositor japonés que ya cuenta con más de 100 bandas sonoras sobre sus hombros, y que entre ellas se encuentran obras del propio Ghibli, como Nusicaä del Valle del Viento, Laputa, Mi Vecino Totoro, El Viaje de Chihiro y muchas más.
Hisaishi mezcla la música clásica europea con un toque asiático de manera magistral, creando temas tan característicos como los de las obras de Miyazaki.
En este caso, la canción principal de El Castillo Ambulante es perfectamente reconocible, y el resto de las piezas giran en torno a ella, incluso incluyendo partes del estribillo en ellas.
Una música que para una ambientación europea fantástica como ésta queda maravillosa, sin duda.

¿Qué decir sobre ella?

Por suerte, no he leído el libro original, pese a que he investigado un poco. Pero no haré comparaciones odiosas, tranquilos.

Howl no Ugoku Shiro, o El Castillo Ambulante, es una película con una historia no centrada en lo grande… A lo que me refiero, es que el transfondo parece muy importante, pero se nos dan muy pocos detalles de éste. Sabemos que hay una guerra con un país vecino y que los magos están siendo llamados al combate, pero no sabemos cómo se origina, no vemos estragos del conflicto hasta casi acabada la película… Aunque sí sabemos cómo acaba, de manera un poco brusca, eso sí.
Pero ahí está la cosa, esta película no habla de la guerra.

Howl es un personaje carismático e irresponsable que se hace imposible odiar, un idealista amante de la paz, las aventuras y la tranquilidad, mientras que Sophie es una persona bastante… digamos aburrida, en un principio. Es el personaje que más evolución tiene a lo largo de la película, pasando de ser una persona que, aunque la acepta, no disfruta de la vida que le ha tocado, a ser una joven decidida y que se divierte, y que se arriesga para ayudar a todo el que lo necesite. Y más importante aún, aprende a quererse a sí misma. La película va de ella y de cómo rompe su maldición.

Esta película es una metáfora del amor propio. De cómo el sentirnos fuertes y amar a los demás nos hace ser unas personas más hermosas. Sophie está maldita con un aspecto de anciana, pero el hechizo se debilita cada vez que se muestra tal y como es y defiende sus ideales.

Miyazaki ya ha dejado claro que sus protagonistas deben ser fuertes, orgullosas y valientes. Es una de las razones para ver sus películas. Y Sophie no iba a ser menos.

¿Y qué más decir? La película está completamente en español, por lo que el idioma no es problema. Una historia perfectamente llevada y con un final, aunque algo brusco quizá, satisfactorio.

Si os gustó El Viaje de Chihiro y no la habéis visto, no os la podéis perder, y si no habéis visto ninguna de las dos, entonces id a verlas. No tienen desperdicio.

¡Nos vemos~!

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here