Dejar un legado como puede ser un hijo te marca de por vida, y de eso precisamente habla Berto en una serie que protagoniza y ha creado junto con El Terrat para Movistar+, donde se puede ver bajo demanda y con todos los capítulos disponibles desde el viernes 23.

Que se venda en forma de comedia no quiere decir que te rías todo el rato, simplemente cuenta la vida misma. Situaciones embarazosas, convivir y lidiar con las presiones familiares, elecciones como la del bautizo, el modelo de educación o la de una canguro. Decisiones por las que tiene que pasar una pareja actual, algo muy distinto a cómo era para la generación anterior.

De la locura que supone la maternidad ya han hablado Tania Llasera o Samanta Villar, y ambas han sido muy criticadas por explicar lo duro que es. Ahora la “ficción semiautobiográfica” lo hace -principalmente- desde la perspectiva de la paternidad, pero reflejando todo lo que vive una pareja cuando trae un hijo al mundo. En ella Berto hace de Berto. Con experiencias propias y prestadas. El cómico, el mismo que se gana la vida en televisión y lucha contra los youtubers. O el que se enfrenta a que un video suyo se haga viral. Los cambios generacionales, donde la comicidad ya no es igual que para los millennials, también están presentes en un momento en que la paternidad (y la maternidad, con una increíble Eva Ugarte) llega cuando los cuarenta están más cerca que los veinte.

Mediante flashbacks contextualizan su vida previa a la paternidad, mientras que los miedos se representan con miradas al futuro. Todo un puzzle narrativo, una forma a través de la que Berto puede hacerte llegar a replantear si quieres pasar por todo lo que conlleva tener un hijo. Eso sí, no es un manual, si es lo que esperas de la serie. Simplemente porque para ello no existen instrucciones. No te va a solucionar las dudas que te puedan surgir sobre cómo ser padre/madre, pero al final de la temporada, la cuadratura del círculo se produce en varios sentidos.

‘Mira lo que has hecho’ se ve del tirón, como si de una sucesión de capítulos sin descanso se tratara, en los que te acabas encariñando de la pareja. Si no has pasado por el trance de la lactancia o las noches en vela, esta serie también es para ti y puedes llegarte a sentir identificado, porque en definitiva, todos somos hijos.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here