Una obra maestra del Compositor John Williams. Partitura sinfónica que enfatiza la acción y subraya melódicamente lo mágico y enigmático con una orquestación brillante que supone uno de los acercamientos más acertados de Williams hacia Tchaikovsky.

Si la magia tuviese sonido, y si Harry Potter fuese música, eso sería Hedwig´s Theme, uno de los mejores temas creados por el compositor que ejerce de tema principal, absolutamente mágico y de desarrollo genial, donde me gustaría resaltar su comienzo con ese instrumento de percusión como es la celesta (tocado por un pianista), que le da el timbre característico seguido de la entrada de la cuerda con esos patrones ascendentes y descendentes que resaltan el ambiente de misterio junto con las posteriores voces del viento metal. Sin ninguna duda, una de las grandes de Williams por su calidad en la escritura y su calidad narrativa tanto dentro como fuera de la película.