Danny Elfman propone para el film Pesadilla antes de Navidad un espectacular, pletórico y sobresaliente festival musical con melodías de una calidad musical incuestionable logrando algo de compleja dificultad como es entremezclar romanticismo, animación, navidad y “Siniestralidad”. Por su escritura vocal, orquestación e invención musical se gana el elogio de ser una las partituras destacadas de la historia. Destaca por contener momentos de gran fuerza y otros de delicada belleza cargada de matices y ajustándose de manera excelente a la imagen. Sin duda una obra digna de admiración y referencia que merece todos los elogios.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here